viernes, 27 de agosto de 2010

Virtuality ( 2009 ), Crónica de una muerte esperada

DIRECTOR Peter Berg GUIÓN Michael Taylor (Historia: Ronald D. Moore, Michael Taylor) MÚSICA Lisa Coleman, Wendy Melvoin FOTOGRAFÍA Stephen McNutt REPARTO Nikolaj Coster-Waldau, Kerry Bishé, Joy Bryant, José Pablo Cantillo, Ritchie Coster, James D'Arcy, Clea DuVall, Gene Farber, Sienna Guillory, Erik Jensen, Nelson Lee, Omar Metwally, Jimmi Simpson, Quinn Lord, Graeme Duffy, Sheldon Yamkovy 

La serie ya venia condenada desde un principio. "Virtuality" seguía a la tripulación de la Phaeton, la primera nave interestelar, que se embarca en un viaje de 10 años. La historia se cuenta en tres niveles: una especie de documental grabado sobre el día a día de los astronautas – COMO UN GRAN HERMANO- , las actividades de éstos fuera de ese documental y un programa de realidad virtual diseñado para hacerles más llevadero el trayecto lo que no es nada original y recuerda a otras series míticas star trek o películas de cine mas actuales como Sunshine. Inicialmente previsto como el piloto de una serie de televisión surgida de la mente de los creadores de Battlestar Galactica, pero la serie no tenia ni pies ni cabeza y la FOX Fiel a su fama, decidió no dar luz verde a la nueva propuesta de Ron Moore. Sin embargo, y como el Piloto estaba bastaste currado técnicamente y debió de costar su dinero, decidieron sacarle el mejor partido posible y lo emitieron tal cual, como si de un telefilme se tratara.

De otro lado, la mezcla irreal de géneros resulto perjudicial para la totalidad de la historia, ya que había demasiados frentes abiertos: la misión en sí y la convivencia entre todos; un fallo recurrente en el programa de realidad virtual que introduce un misterioso personaje en cada fantasía y que ataca a sus integrantes; y además el hecho de que hay un montador de imágenes entre ellos, un cámara, a veces fingen peleas para atraer la audiencia, tienen patrocinadores a los que deben agradar y hacer publicidad… en definitiva quisieron hacer algo tan completo que no había manera de que nadie se enterase de nada. El hecho de que no acabe, es decir, de que continúe la trama, no debió suponerles ningún problema. Pero no desesperen: A REY MUERTO REY PUESTO, SEGUIREMOS.....

No hay comentarios:

Publicar un comentario